Cómo se prueban ​los Detectores de Humo ​y ​porqué ​necesitan la ​Certificación​ EN ​14604. ​El ​Ajax ​FireProtect ​a ​examen

Pruebas detector de humos Ajax FireProtect
 
FIREPROTECT es la barrera de seguridad contra incendios del sistema AJAX. Este detector se puede conectar a la central AJAX o puede funcionar de manera independiente. Para ello solo debe encenderlo y colocarlo en el techo para proteger la habitación. El FIREPROTECT detecta tanto humo como aumentos bruscos de temperatura. Además, este dispositivo permite configurar diferentes tipos de alarma y puede trabajar junto a otros detectores de incendios AJAX. De este modo, aunque sólo uno de ellos detecte un incendio, todas las demás sirenas integradas en los detectores se activarán. El detector de humos Ajax FIREPROTECT es inalámbrico y autónomo. Es decir, usando la aplicación móvil AJAX, puede controlar el estado del dispositivo, ajustar la configuración o incluso probar la cámara de humo (sin necesidad de subir al techo e intentar presionar el diminuto botón). Y todo esto se puede hacer desde cualquier parte del​ ​mundo. Para ingresar al mercado mundial de seguridad contra incendios y competir con otras soluciones profesionales, el FIREPROTECT debe obtener la certificación de un laboratorio independiente tras cumplir con ciertos estándares de la industria. De este modo, si el dispositivo pasa satisfactoriamente todas las pruebas, no quedarían dudas sobre​ ​su​ ​calidad​ ​y​ ​confiabilidad. Para ello, el fabricante AJAX SYSTEM envió 20 detectores FIREPROTECT a un laboratorio independiente. A continuación se describen las pruebas que debían superar para​ ​obtener​ ​la​ ​certificación​ ​EN​ ​14604.

QUE ​NO ​IMPORTE ​LO ​QUE ​ARDA

Pruebas detector de humos Ajax FireProtect Cada fuego es único. Esto implica que la tasa de aumento de temperatura depende tanto de los materiales en la habitación como de las condiciones concretas. Además, el humo puede ser variable, o incluso puede no existir. Incluso puede fluctuar en densidad y en transparencia. Sin embargo, un detector de incendios debe activar la alarma a tiempo​ ​y,​ ​también​ ​tienes​ ​que​ ​poder​ ​confiar​ ​en​ ​que​ ​así​ ​lo​ ​hará. El laboratorio debe verificar si el detector puede reaccionar al humo una y otra vez o si pierde eficacia después de la primera alarma. Para ello, los técnicos colocaron FIREPROTECT en un canal de humo, un espacio con un flujo de humo controlado e insuflaron humo seis veces seguidas. Después, comenzaron a cambiar la posición del dispositivo para determinar si podía detectar el humo por cualquier lado. Una vez que se hizo evidente que el detector de humos Ajax FIREPROTECT cumplía los estándares, examinaron su reacción a los​ ​incendios. Un detector de incendios necesita reaccionar a diferentes tipos de humo con diferentes propiedades físicas. Para verificar que este dispositivo lo hacía, se colocaron cuatro detectores FIREPROTECT en una sala de incendio de prueba donde se quemaron alternativamente madera, algodón, plástico (poliuretano) y líquido (n-heptano). De esta manera, este detector logró activar todas las alarmas a tiempo y pudieron continuar las pruebas.

PROTECCIÓN ​FRENTE ​A ​CONDICIONES ​CLIMATOLÓGICAS ​VARIABLES

Pruebas detector de humos Ajax FireProtect Determinar un incendio a tiempo es una prioridad, pero también es importante que el detector no cometa errores en condiciones adversas. Después de un funcionamiento ininterrumpido durante años los detectores sufren cambios de temperatura debido al calor y al frío. Además, pueden estar expuestos a corrientes de aire y a luz solar intensa. Por ello, la siguiente batería de pruebas determinó su capacidad para resistir los​ ​elementos. FIREPROTECT ya había demostrado su capacidad para detectar humo en condiciones óptimas, por lo que los investigadores cambiaron la situación: simularon ráfagas y corrientes de aire. Elevaron la temperatura ambiente a 55 ° C y la enfriaron a 0 ° C. Combinaron calor con alta humedad (40 ° C a 90% de humedad). Enfocaron luces brillantes al dispositivo. En cada extremo se verificó el detector para ver si producía falsos positivos, si reaccionaba al humo a tiempo y si se interrumpiría su funcionamiento normal. Una vez que pasaron estas pruebas, no quedaron dudas sobre la capacidad del detector para soportar condiciones variables. Tampoco las falsas alarmas resultaron una​ ​preocupación.

FUERTE ​y ​RESISTENTE

No sirve de nada confiar en un dispositivo de detección de incendios que falla cuando se cae o se golpea. O cuando existe vibración, campos electrostáticos o electromagnéticos. Por supuesto, estas variables se suponen dentro del contexto de posibles escenarios de la vida real (no se contempla el intento de destrucción activa del detector). Los expertos probaron la resistencia al impacto del FIREPROTECT con un martillo en movimiento: un golpe tiene una fuerza de 1.9 julios. Soportó la embestida y además aprobó​ ​las​ ​pruebas​ ​de​ ​campo​ ​de​ ​vibración,​ ​impacto​ ​electrostático​ ​y​ ​electromagnético.

OTROS ​REQUISITOS

Si el dispositivo está alimentado por baterías, éste debe advertir a los usuarios con anticipación siempre que las baterías están bajas y deban reemplazarse. La norma EN 14604 requiere advertencias audibles un mes antes de que las baterías se agoten por completo y al menos un año de funcionamiento del detector, teniendo en cuenta las pruebas de rutina (el FIREPROTECT dura hasta 4 años). Y el dispositivo debe monitorear el estado de la batería de respaldo en todo momento, alertando a los usuarios​ ​si​ ​hay​ ​un​ ​problema. Si hay un incendio, todos deben saberlo: tanto las personas en la habitación contigua, como personas que duerman profundamente y también aquellas con problemas de audición. Por esa razón, la sirena no puede tener un nivel de sonido por debajo de 85 dB a una distancia de 3 metros. Una vez que los expertos midieron el volumen, comprobaron si el zumbador funcionaba continuamente durante un período prolongado de tiempo: 8 horas, alternando entre 5 minutos de sonido y 5 minutos de descanso. Vale la pena señalar que el detector de humos Ajax FIREPROTECT, además de usar su sirena incorporada, puede alertar a los usuarios de un incendio utilizando otras sirenas AJAX instaladas en las instalaciones, así como a través de llamadas, SMS y notificaciones push, algo que no es necesario,​ ​pero​ ​creemos​ ​es​ ​esencial.

Para obtener la certificación, el dispositivo de seguridad contra incendios debe superar con éxito cada prueba: reacciona al humo a tiempo, soportar la prueba, mantener su eficiencia​ ​operativa. Y los 20 dispositivos diferentes tienen que pasar por estos "nueve círculos del infierno", lo que significa que no pueden pasar gracias al azar. Al obtener la certificación EN 14604, el AJAX FIREPROTECT ha demostrado que es muy fiable y que puede encargarse​ ​de​ ​proteger​ ​tanto​ ​a​ ​los​ ​bienes​ ​como​ ​a​ ​las​ ​personas.

Fuente: Ajax.systems

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *